Cómo aplicar la colonia correctamente

En nuestra rutina de un aseo diario solemos utilizar colonia, pero sabemos realmente la cantidad adecuada que debemos ponernos y el lugar correcto donde aplicarlo. Te facilitamos unos consejos que te ayudaran a esclarecer tus dudas.

¿Cuándo echarse colonia?
El momento ideal para aplicarse colonia es justo después de una ducha, donde la piel se encuentra libre de sudor y limpia. Se debe aplicar alejando el frasco ligeramente de tu cuerpo, consiguiendo que el spray se espolvoree en la piel de manera uniforme. Hacerlo muy de cerca puede manchar la ropa y te impregnará de olor de forma excesiva.

¿Qué dosis es la adecuada?
Quienes deben oler el perfume son las personas que se acercan a uno, de tal manera que cuando les extiendes el brazo, lo perciban. Esa es la distancia a la que debe olerse la colonia. Cuando se huele demasiado lejos, es porque te has echado demasiado y se convierte en algo inapropiado, por invasivo.

¿Cómo aplicar la colonia?
Para permitir una difusión suave, sutil y no invasiva, se recomienda aplicarla en los puntos corporales de mayor pulsación como son las muñecas, detrás de los lóbulos de las orejas, parte interior del codo y la base del cuello. No se debe aplicar directamente sobre la ropa, porque además de provocar manchas en esta, distorsionarás el olor de la fragancia. Tampoco se debe aplicar sobre el cabello ya que lo dañarás quemándolo.

¿Donde guardar la colonia?

Al tratarse de un producto sensible a la luz y alta temperatura, lo más recomendable es mantener tus colonias guardadas en un lugar seco como cajón o armario que permitan mantenerla siempre a una temperatura estable. Es recomendable evitar exponerla a la humedad, por lo que un baño no es el mejor escenario, a menos que se encuentren protegidas por un armario.

Fecha de publicación: May / 2020